Social Media

¿Ha llegado el fair play a los concursos de Facebook?

Hace unas semanas publicábamos un post sobre la pesadilla de los concursos de Facebook para las empresas.  A la dificultad de organizar un concurso atractivo con un premio interesante, que nos haga crecer en número de seguidores, que sirva para mejorar el reconocimiento de marca, fidelizar a los que ya están con nosotros…. Se une el problema de los “concursantes profesionales”.

Compra de votos, acusaciones de todo tipo para eliminar al contrincante, recepción de mensajes para convencerte de que la gente que le vota son sus amigos y nada más que amigos, creación de perfiles falsos para tener más votos… Son como esos villanos de los comics, agazapados en la oscuridad tratando de hacer el mal en todo momento, 24 horas, 365 días. Lo que sea para conseguir el premio.

Hace unos días, recibíamos un correo del responsable de la compañía EasyPromos, aplicación creada para crear promociones personalizadas en Facebook y en otras redes sociales, en el que explicaba que una de sus prioridades era encontrar una solución a las acciones fraudulentas por parte de los participantes en los concursos basados en votos.

Todo el que haya organizado un concurso en Facebook sospecha de técnicas fraudulentas, y algo que en principio es atractivo para la marca se vuelve en su contra ya que lo único que reciben es quejas por parte de otros concursantes… incluso de otros que también están comprando votos o realizando otro tipo de prácticas fraudulentas.

Por ello habían creado un sistema de control para evitar que ganen los malos y nos explican en qué consiste en su blog. Nosotros te hacemos un resumen.

sistema-control-fraude-votos

Algunos usuarios estaban comprando votos online a través de grupos de Facebook, alrededor de 80 euros por 500 votos, usando cuentas falsas para darse votos, cuentas robadas, programas informáticos para automatizar los votos… Easypromos tiene como objetivo en su nuevo sistema no contabilizar esos votos no válidos, bloqueándolos, detectando patrones fraudulentos, y dando herramientas al organizador del concurso para evaluar la participación de los distintos participantes.

Para ello han analizado a los vendedores y compradores de votos online como los detectives de las pelis. Utilizando las mismas técnicas, comprando votos, y estudiando su método de trabajo, participando como si de nuevos concursantes se tratara. También han investigado concursos antiguos para analizar cómo funcionan estos grupos.

Easypromos ha implementado 11 controles diferentes de seguridad y de este modo, aquellos votos que no pasen los controles no se contabilizan. De lo que se trata es de hacer mucho más complicado el voto fraudulento, aunque y como también indica Easypromos, la seguridad 100% no existe, y siempre habrá alguien tratando de saltarse las normas.

En el blog también nos dan una serie de consejos a tener en cuenta en los premios basados en concursos, como por ejemplo, que haya un jurado entre los concursantes más votados, o un premio aleatorio, utilizar un sistema de votos especializado, no descalificar a ningún concursante hasta que no haya acabado el periodo de votación, indicar toda la información en las bases del concurso y no creer todas las denuncias de los usuarios.

Esperemos que, al menos de esta manera, sea algo más difícil que ganen los malos. Y ahora, ¡a jugar!

Share this Story

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *